Editorial

Hasta luego “compadrito”

carlos jjj

Hoy me embarga un dolor grande por la pérdida de un gran amigo, que aunque no habláramos todos los días, en mi mente queda el recuerdo de sus enseñanzas cuando yo empezaba en el periodismo como practicante en Todelar, y él uno de los trabajos de mayor responsabilidad, el de grabador.

Se trata de Henry Mendoza, quien perdió la vida luego de un accidente del tránsito en la madrugada del viernes, al ser atropellado por una moto.

De Henry o ‘El loco’, como le decían, recuerdo las tomadas de tinto a la vuelta de Todelar, y no le faltaba su cigarrillo. Su turno era las 12 del día y terminaba a las 6 de la tarde. Todos los periodistas lo esperábamos para grabar con él.

No le daba rabia porque uno se equivocaba, al contrario tenía paciencia y me toleraba, hasta el punto que prefería dejarme solo en la cabina con el minidisk grabando, mientras que él se escapaba a tomarse su tinto, con su pucho de cigarrillo, que no lo dejó, así sus amigos le insistieran que dejara ese vicio.

Lo más anecdótico era que nunca le pasaban los años y siempre mantenía su alegría. Hoy debe estar con su señora madre compartiendo,  a quien la amaba inmensamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hasta luego "compadrito"