Aquí Entre Nos

…! ARTUNDUAGA Y YO…!

todelar francisco
todelar francisco

Por Leonel Liscano Dávila (*)

Desde mi convalecencia por la isquemia cerebral que, gracias a la oportuna intervención médica en la “Shaio”, no me “transportó” como sucedió con J Mario, siento la necesidad de escribir esta nota para “reconocimiento”póstumo al colega y amigo que se adelantó en este corto camino de la vida.

Francisco Leonel Liscano Dávila

Edgar Artunduaga fue mi mentor , lo digo con orgullo y sin ambages, como lo fue de muchos colegas vigentes en el medio y que hoy, malagradecidos, eluden referirse sobre la persona que vió en ellos capacidad o talento y les tendió la mano , dándoles la primera oportunidad, para surgir en la profesión.
( ! He escuchado cada medio donde se desempeña la mayoría y todos lamentaron su muerte , pero ninguno, (oiga,! ninguno !) se atrevió a reconocerle su injerencia o influencia en el encauzamiento periodista.
..! Y, yo sé por qué lo hicieron..! Y hasta tendrán razón de su conducta; a lo mejor el equivocado soy yo.
Estoy convencido que Artunduaga no le sirvió ni apadrinó a nadie para obtener ese reconocimiento ; (tampoco lo necesitaba) y , ahora muerto , menos le importará que alguien lo diga, lo reconozca o lo niegue.
Es que en los medios de prensa y nuestra sociedad hipócrita y pacata, Edgar Artunduaga fue estigmatizado por el crimen del paisano y amigo, Ministro entonces, Rodrigo Lara Bonilla.
Muchos le hablaban y le sonreían “de dientes para afuera”.
Es una verdad de a puño o de perogrullo.
Antes de continuar hablando de ese triste episodio que marcó definitivamente la vida de Artunduaga, quiero contar que nos conocimos en La Voz del Huila, donde Artunduaga hacía noticias y yo era locutor de planta de la emisora .(Con Fernando Calderón España nos rotabamos el “turno bombillo” , 10:00 de la noche a 5:00 de la mañana) .
RCN compró la Emisora Armonías del Sur y fundó , localmente, los “Radio Sucesos” y Artunduaga fue su primer Director .
A Bogotá llega para cubrir Congreso, por determinación del Director Nacional del noticiero, Orlando Cadavid.
Cuando asume la Subdirección de “EL ESPACIO” , en una curiosa circunstancia , nos volvemos a encontrar.
Yo visitaba a un hermano mío , militar accidentado y, para llegar a la unidad castrense donde estaba mi hermano, tenía que pasar frente a la entrada principal del periódico cuyas instalaciones estaban a un costado de “EL TIEMPO”, en la Avenida El Dorado.( Hoy edificio de la Contraloría Nacional )
Antes de regresarme a Neiva quise saludar a Edgar . Lo pregunté y me recibió en su oficina .
En algún momento de la charla, me preguntó si estaba dispuesto o quería para venir a trabajar a Bogotá .
Aquél día faltaba el redactor deportivo que cubría el deporte aficionado . Me pidió el favor y con un fotógrafo recorrimos el “Olaya” y varias canchas . Hice la nota y viajé . Dos días después me llamó y me puso a hablar con “el dueño del aviso”, don Jaime Ardilla Casamitjana. Mi escrito gustó y se concretó mi vinculación al medio . Hoy , 38 años después , no me arrepiento de haber llegado a la Capital a cumplir el sueño de todo periodista provinciano , reconociéndole a Edgar Artunduaga esa oportunidad que me dió.
Nunca fue de compincheria con nadie y tenía muy claro que ” una cosa era la confianza y otra cosa era el trabajo”.
Era metódico y medido en gastos . Planificaba mucho.
Aún así y por razón de edades similares , creo, me convertí en su compañero, subalterno del periódico y cómplice de conquistas y amoríos fuera del trabajo .
( !Le hacía “el quite” a las cuñadas cuando la novia venía acompañada !)
Asumiendo la Dirección del “Noticiero Nacional del Grupo Radial Colombiano , G.R.C, ” le acompañé. No tuvo que hacer mucha fuerza, después que me dijo que yo “ERA BUENO ESCRIBIENDO” , pero que ! era mejor en el micrófono..! y había una posibilidad de presentarme con Pache Andrade y Carlos Antonio Vélez y los integrantes de “La Guerrilla Deportiva ” que mandaba en la sintonía en El Campín.
Con el solo halago de que era bueno tuve.
Para “reforzar”la invitación me hizo saber que oía las transmisiones deportivas de Radio Neiva cuando hicimos sociedad con Armando Aragón Jr.(q.e.p.d.) y gozaba.mos de la máxima audiencia regional
En la misma confesión suya supe que parte de su gusto por la música Vallenata se había dado por “culpa mía” escuchando el programa “Salsa y Vallenatos” que por 4 años dirigí en Radio Neiva y Radio Surcolombiana.
No le pude acompañar en el proyecto de Radio Santafe , pero fui su reemplazo en esa Emisora (Santa Fe) cuando aceptó la Dirección del Noticiero Todelar de Colombia.
La lealtad mutua, el respeto, el aprecio y la amistad nunca menguaron.
El complemento del episodio del crimen del Ministro de Justicia, Rodrigo Lara Bonilla, cuando éste dice “ay, me caí “, (que fue el titular de primera página del periódico,) es cuando Artunduaga le hace saber que tiene en su poder el cheque girado por el narcotraficante del Amazonas, Evaristo Porras, a nombre de Lara Bonilla . Cheque endosado por el Ministro y consignado en Cuenta Corriente de la “Ferretería Neiva ” , de la misma familia del beneficiario.
(Durante el álgido debate con Pablo Escobar, en el Congreso, el Ministro había negado la existencia de ese cheque.) Para muchos observadores fue el peor error que cometió Lara Bonilla.
La grabación se tomó como una acción desleal de Edgar hacia su entrañable amigo , convirtiendose en el pecado y el lastre que cargó Edgar desde entonces entre los colegas y un sector de la opinión pública, especialmente del Huila que nunca le perdonaron grabarle subrepticiamente la conversacion al amigo y paisano y sacar provecho periodístico de esa maladada acción.
Termino contando que la decisión de publicar la entrevista , fue tema que Edgar consensuó , recogiendo la opinión de quiénes participamos del Consejo de Redacción que Artunduaga convocó en su oficina, exclusivamente con ese objetivo.
Aún cuando se reconoció que era el resultado de una grabación inconsulta , la mayoría votamos su publicación solo por el interés y la importancia de la noticia .
A comienzos de Mayo de este año le dije que en mis recientes vacaciones al Amazonas, le traje un jabón “Phebo”, tradicional en el Brasil.
Nos despedimos con mi compromiso de llamarle en San Pedro para entregarle el jabón, “actualizar agenda” y tomarnos un tinto .
Nada se cumplió y, casi “me voy” primero que él. El 30 de Mayo , terminando titulares de mi programa radial, me sorprendió la isquemia que me tiene en reposo severo y terapias para recuperar la bocalizacion .
Estas líneas respetuosas con todo cariño y admiración , tributan el homenaje y reconocimiento póstumo al amigo, colega y”padrino” , autor de mi incursión en este reñido, insolidario, competido, hostil e intrigante periodismo bogotano que, con todo, atrae y subyuga ; que para muchos es una rosca , expresión justificada y contradicha cuando se acepta que “lo peor de la rosca es estar por fuera de ella” ; además con el estribillo porristas de que “Bogotá es loma y lo demás se inunda”.

…! Gracias por su tiempo…!

(*)Periodista
Leonel Liscano Dávila
Director
DEBATE POPULAR NACIONAL
Viernes, 7:00 a 8:00 a.m.
Radio Cordillera ( Todelar ), 1.190 AM
liscanopublicidad@hotmail.com
Celular WhatsApp 3014105923

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

...! ARTUNDUAGA Y YO...!