Nota Política

Conservatismo aplaza decisión de paz y campaña

Salvo la elección de unos miembros del Directorio, la Convención del Partido Conservador celebrada ayer, no tomó las determinaciones que se esperaban en torno al proceso de paz, las relaciones con el Gobierno y las reglas de juego con en la campaña.

Más de 5.500 convencionistas de todas las regiones del país asistieron a la Gran Convención Conservadora realizada en el recinto de Corferias de Bogotá.

A este evento acudieron importantes figuras del conservatismo como el exprocurador Alejandro Ordóñez, la excandidata presidencial Marta Lucía Ramírez, el exministro Juan Camilo Restrepo, quienes tuvieron la oportunidad de dirigirse a la Convención Nacional. Así mismo lo hicieron otras figuras que han manifestado su interés por ser candidatos del Partido como Ubeimar Delgado, Pablo Victoria y Francisco Ricaurte.

David Barguil, quien entregó la Presidencia del Conservatismo en el marco de la Convención, manifestó  el gran desafío que enfrenta el Partido haciendo un llamado a la unidad y ratificando la vocación de poder que debe conducir a la colectividad a presentar candidato propio en el 2018 con una agenda propia.

Respecto a la participación en la Convenció escribió en su cuenta de Twitter:

«El @soyconservador logró empezar a controlar los abusos d los bancos bajando los costos financieros» @davidbarguil#ConvencionConservadora pic.twitter.com/CYkTIfyM1T

— David Barguil Prensa (@DBarguilPrensa) 27 de noviembre de 2016

La elección del Directorio Nacional concluyó cerca de las 8 de la noche, lo cual impidió  votar las proposiciones en temas como la paz y reforma tributaria.

Los directoristas elegidos pertenecen a los cupos de no congresistas, 4 de libre designación, 3 mujeres, 3 jóvenes y 1 cupo de etnias. Los elegidos completan así los 22 miembros que componen la Dirección Nacional, que debe elegir en los próximos días el presidente de la colectividad.

 

Divisiones

El presidente del Partido, David Barguil, así como la excandidata Marta Lucía Ramírez y hasta al exprocurador Alejandro Ordóñez fueron abucheados al ingreso de la Convención sobre las 11 de la mañana.

Al iniciar las intervenciones de los precandidatos hubo empujones, pitos, gritos de ‘mermelados’ y otros señalados de uribistas, y amago de puños. Pero unos minutos después los ánimos se calmaron e imperaron los reclamos de las personas que no podían ingresar al recinto ferial, incluso quienes no pudieron votar ya que no se registraron a tiempo.

Al final de la Convención se determinó que mañana se determinará si habrá candidato propio para la Presidencia de la República, el remplazo en la dirección y si participan en la refrendación  del acuerdo.

El primero en tomar la palabra fue el exprocurador Alejandro Ordóñez, quien en su  intervención afirmó que asistía como un auténtico y verdadero conservador. “A mí no me da pena, reivindicar mi condición de conservador, por el contrario es un orgullo decirlo y sostener que siempre lo he sido”.

En su discurso ante la Convención, dijo que Colombia está dividida. “La dividieron desde el Gobierno para beneficiar a las Farc. El presidente Santos puso primero a las Farc que a los colombianos. Lo prueba el haber desconocido  el resultado del plebiscito y haber impedido que los ciudadanos decidieran sobre el acuerdo; el mismo acuerdo rechazado el 2 de octubre, que firmó, disfrazándolo de uno nuevo, en una obra de teatro en Bogotá”.

Agregó frente al futuro del Partido Conservador que “estamos en una época en que se juega el futuro de todos. El Partido Conservador tiene una responsabilidad que debe asumir. Sus dirigentes o toman distancia del Gobierno y proponen una alternativa a Colombia o se suman por migajas de poder al bando en el que hoy están las Farc”.

El exprocurador manifestó también que “les prometo que llegará un Gobierno al que no le temblará la mano para extraditar a los Estados Unidos a los integrantes de las Farc, por narcotráfico si incumplen los acuerdos. Con seguridad el señor presidente Trump los recibirá con sus cárceles abiertas”.

Concluyó su intervención proponiendo que el Partido Conservador decida si sigue apoyando al Gobierno o se declara en la oposición.

Algunas de sus frases más importantes las compartió por medio de Twitter, entre las que se destaca:

2)Colombia necesita más que nunca tres palabras ¡libertad autoridad y orden! Vamos a defender la familia y la libertad de educación.

— Alejandro Ordóñez (@A_OrdonezM) 28 de noviembre de 2016

8) La deuda externa se duplicó, entre otras, para pagar corrupción, para pagar burocracia, no para mejorar la vida de los ciudadanos.

— Alejandro Ordóñez (@A_OrdonezM) 28 de noviembre de 2016

La segunda en intervenir fue la exministra de Defensa, Marta Lucía Ramírez, quien habló sobre la lucha contra la corrupción, y sobre el papel del Partido en la veeduría sobre los temas de interés.

Reiteró en su discurso que “el conservatismo no se puede dar el lujo de estar dividido en este momento de la historia. Tenemos que recordar a Colombia cuánto hemos aportado al desarrollo institucional de nuestra Nación y para ello debemos demostrar que el Partido es infinitamente superior a la suma de intereses individuales y personales”.

Mientras hablaba, la exministra señaló que “el país nos siente ausentes de muchos temas nacionales, estamos distantes del sentir y de los problemas de los ciudadanos del común. Hemos cedido a otros el liderazgo en los temas más trascendentes como el de la paz, el de la economía, el gasto público desbordado, la justicia y la lucha contra la corrupción”.

Indicó que “debemos trabajar por una democracia con verdadera separación de poderes e instituciones más sólidas, que son la garantía para la concordia, el progreso y la paz verdadera de los colombianos. No podemos seguir dando señales de inestabilidad institucional  y permitir que se acreciente la desconfianza ciudadana en la justicia, el Gobierno, el Congreso y los partidos políticos como lo muestran las encuestas de los últimos 5 años. Esa desconfianza es sin ninguna duda la antesala al populismo y a la fractura de la democracia”.

Y los congresistas

Mientras ocurrían las intervenciones, los congresistas permanecían en su puesto o simplemente hacían campaña por sus pupilos que aspiraban a conformar el nuevo directorio.

Roberto Gerlein aseveró que “es el resultado de un partido vivo, actuante que se quiere hacer sentir en la Nación, me parece que el Partido se mostró muy fuerte frente a los hechos políticos”.

Entre tanto, el senador Eduardo Enríquez Maya manifestó que “esta fue una Convención sin antecedentes frente al número de convencionistas que asistieron más de cinco mil y es un Partido con ganas de poder”.

Para el senador Efraín Cepeda hay zonas positivas y hay zonas grises, “la asistencia espectacular, la gente quería venir a votar y cuando hicieron las proposiciones de que las votaciones se hicieran al final de la tarde, la gente se molestó mucho, porque muchas venían de provincia y hubo buenos discursos, y hay diferentes vertientes”.

El representante Ciro Rodríguez explicó que “ve uno el sentimiento de querer revivir el Partido Conservador, que sea un actor importante en la vida nacional”.

Por último, el vocero del Partido, Juan Diego Gómez, manifestó que “hay mensajes muy claros que se le envían tanto al Gobierno como a la opinión pública, y tenemos que discutir temas relativos a la reforma Tributaria y la refrendación de los acuerdos”.

 

El Nuevo Directorio está integrado por:

Senadores: Efraín Cepeda,  Miriam Paredes,  Yamina Pestana y  Olga  Suárez.

Representantes: Inés López y Álvaro López.

Libre designación: Carlos Londoño, Juan Camilo Fuentes,  Juan Camilo Ostos y Luis Karol León.

Mujeres: Blanca Oliva Cardona, Orfa Nelly Henao,  Luz Marina Campo.

Jóvenes: Juan Camilo Cárdenas,  Juan Felipe Corzo y José Leonardo Jácome.

Etnias: Bladimiro Córdoba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Conservatismo aplaza decisión de paz y campaña