Entrevistas

Historia dentro de una secta religiosa

Michael Time, un Puertorriqueño contó su historia dentro de una supuesta secta, religiosa, que también hace presencia en Colombia, realizó serias advertencias a los lectores.

¿De qué parte es usted y como conoció a William Soto Santiago?

Soy de Puerto Rico.  Mis padres iban a una iglesia en el Barrio Sabana Seca del pueblo de Toa Baja, Puerto Rico. El pastor se llamaba Oscar Candelario y al igual que Soto predicaba el mensaje de La Voz de la Piedra Angular de William Mario Branham. En una ocasión se hizo una invitación para la iglesia de William Soto Santiago que era en el pueblo de Ponce, Puerto Rico y fue ahí donde lo conocí.  A Candelario se le imputaron unos delitos por violación a menores de la que salió culpable terminando en la cárcel. Éste murió allí mismo, alegadamente por causas naturales.

¿Cómo se dio cuenta que era una secta?

Me di cuenta que era una secta cuando apenas tenía quince años. Soto comenzó a predicar que los feligreses tenían que mudarse a vivir para el pueblo de Cayey y se formó un caos porque la mayoría de los miembros de la iglesia comenzaron a vender sus propiedades para mudarse a Cayey y todo giraba alrededor de William Soto Santiago.

¿Que no le gustó de la secta?

No me gustó que él se auto proclamaba el Ángel mensajero.

Ahora que dicen que se murió el líder, ¿a quién siguen?

Actualmente hay un muchacho que se crio con nosotros que se llama Benjamín Pérez y uno de los socios de Soto que se llama Miguel Bermúdez Marín (Venezolano), quienes son los encargados del negocio.  Y digo negocio, porque lo es, mueven muchísimo dinero.

¿Esto ha dañado su vida familiar?

Definitivamente nos afectó muchísimo en especial la mudanza para Cayey y las cosas que el predicaba. A tal grado que desarrollé una rebeldía hasta el día de hoy contra esa secta. El daño fue tal que hasta de la escuela nos dieron de baja. El descaro era tan grande que, conversando con una persona de buena reputación, y que asistía a dicha secta me comentó que en un compartir en un río Soto comentó que él sabía la forma para hacerse millonario. Hubo rumores bien fuertes de que Soto tuvo relaciones extramaritales con varias mujeres de la congregación. Pero éste nunca fue acusado.

¿A quién sigue ahora??

Actualmente no visito ninguna iglesia.

¿Qué mensaje envía ahora a los seguidores de esta secta??

Mi consejo para esta gente que siguen está secta es que abran los ojos. Sólo tienen que mirar que nada de lo que él les predicaba se cumplió, que salgan de ahí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Historia dentro de una secta religiosa

Michael Time, un Puertorriqueño contó su historia dentro de una supuesta secta, religiosa, que también hace presencia en Colombia, realizó serias advertencias a los lectores. ¿De qué parte es usted y como conoció a William Soto Santiago? Soy de Puerto Rico.  Mis padres iban a una iglesia en el Barrio Sabana Seca del pueblo de Toa Baja, Puerto Rico. El pastor se llamaba Oscar Candelario