Columnistas

Un recuerdo de un gran hombre

El 25 de septiembre de 2007 te adelantaste a un sitio donde muy seguramente llegaremos nosotros también. Desde tu partida han sucedido muchas cosas no sólo en la familia, sino también en la vida.

Hace 12 años no había nacido tu nieto Pablo Ignacio, apenas venía en camino tu nieta Isabella Murcia, y aún no había llegado a mi vida, Martha Forero, María José y Ana Sofía, tampoco estaba dentro de mis planes viajar a México para tener una experiencia más en mi vida laboral y personal.

Cuando te fuiste, apenas se asomaban las redes sociales, como twitter, el Facebook, o el Instagram. Tampoco los periodistas de tu talla se imaginaban que estos avances informáticos se convertirían en potenciales competidores de los medios de comunicación.

Y que los ciudadanos con los nuevos teléfonos inteligentes con Cámara de fotos y videos, se convertirían en unos reporteros más, estos hechos han hecho que los periodistas se tengan reinventar todos los días.

Desde que te fuiste siempre he procurado que tu nombre, tu legado se mantengan vigente, y por ello todos los 25 de septiembre hago un evento especial para recordarte, hoy por circunstancias de la vida no lo puedo hacer, pero espero retomarlo en tu próximo aniversario, hoy por lo pronto hago este escrito para recordarte.

Siempre te recordamos tus hijos Andrés Camilo Murcia, Diana María Murcia, Carlos Javier Murcia; tu amada señora Martha Vargas de Murcia y tus nietos, Nicolás Murcia, Isabella Murcia y Pablo Ignacio Vallejo Murcia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Un recuerdo de un gran hombre